María González: “El top manta afecta más a las grandes empresas que a las pequeñas”

La responsable de Alcentro atendió a Top Manta, grupo de estudiantes de Comunicación de la Universidad Loyola Andalucía para la asignatura Tecnología Audiovisual y Multimedia.

María González, responsable de Alcentro, en la entrevista con Top Manta en Alcentro | Fuente: Carlos Martínez Brea

 

La responsable de Alcentro considera que el negocio del top manta afecta en más de un 20% al negocio local, afectándole más a las grandes empresas que al pequeño, ya que evitan las marcas que los manteros tienen, dejando de traer los productos que los manteros imitan o venderlo como stock.

Desde Alcentro llevamos muchos años luchando por acabar con el top manta y los manteros porque ya no solo supone una competencia desleal hacia los comercios del centro, sino también por cuestiones de seguridad”, afirma María González.

¿Cómo crees que los manteros se ponen en contacto con los que le facilitan la mercancía?

“Al final son grandes redes de falsificación, no son el mantero que tiene el producto vende lo que le dan. Son grandes redes que hay detrás que se organizan, ven los productos que se venden, lo analizan y a partir de ahí ya le dan al mantero el producto que tiene que vender”.

¿De quién crees que es la culpa, del que compra, del que suministra o del que vende?

María González culpa al que suministra “sobre todo” porque “son los que tienen el poder en el mundo de la falsificación y luego el que compra. Si no comprara, no se vendería. No se estaría haciendo detrás toda la falsificación, pero como hay gente que compra, pues eso incentiva la problemática de los manteros”.

¿Qué soluciones propone Alcentro?

“Nuestra solución es ser muy pesados con el ayuntamiento, estar constantemente con nuestras quejas al ayuntamiento, es nuestra primera después del transporte público. Pero la legislación está hecha de una manera que atacar al mantero directamente no sirve para nada y donde hay que atacar es a las grandes empresas que se dedican a falsificar.

De vez en cuando hay redadas en polígonos industriales, atacan naves con muchísima mercancía, pero atacan una nave, van a por ellos, instalan en otro polígono industrial en otra nave, es lento. No es una cosa sencilla de decir que la policía esté puesta todo el día en la calle y que no se pongan. Sí es que el problema que detrás hay una problemática más grande. Entonces sí es verdad que no es una lucha ya solo de quitar los manteros de calle, sino solucionar el gran problema que hay detrás”.